GlaxoSmithKline y Pfizer anunciaron el miércoles que las compañías han firmado un acuerdo bajo el cual Pfizer aportará su unidad de Consumer Care al negocio actual de GlaxoSmithKline. El acuerdo, que se espera que se cierre en la segunda mitad de 2019, requiere que GlaxoSmithKline posea una participación mayoritaria de control del 68% y que Pfizer posea una participación del 32% en la empresa conjunta, que tuvo unas ventas globales combinadas de 9.800 millones de libras (12.700 millones de dólares) el año pasado.

Según GlaxoSmithKline, la medida también sienta las bases para que el fabricante británico de medicamentos se divida finalmente en nuevas empresas globales con sede en el Reino Unido, una centrada en los productos farmacéuticos y las vacunas, y otra en Autocuidado. Específicamente, GlaxoSmithKline dijo que dentro de los tres años siguientes al cierre del acuerdo con Pfizer, tiene la intención de separar la empresa conjunta mediante la escisión de su participación en el capital y la cotización de GlaxoSmithKline Consumer Healthcare en el mercado de valores del Reino Unido.

“La transacción propuesta de todas las acciones representa una oportunidad convincente para aprovechar la reciente adquisición de la participación de Novartis en el negocio de Autocuidado de GlaxoSmithKline“, dijo la farmacéutica británica. GlaxoSmithKline añadió que el acuerdo también apoya la prioridad clave de fortalecer su negocio farmacéutico en los próximos años aumentando los flujos de caja y proporcionando una vía eficaz a través de la separación de su unidad de Consumer Care para construir un mayor apoyo a la inversión en su cartera de I+D.

Fuente: First Word