Novartis pagará 150 millones de dólares (132 millones de euros) a Ionis Pharmaceuticals para obtener la licencia de un medicamento cardiovascular dirigido contra el ARN, ya que la compañía suiza pretende reforzar su gama de tratamientos de enfermedades cardíacas.

Novartis realizará un ensayo de fase 3 de TQJ230, también conocido como AKCEA-APO (a) -LRx, contra una forma hereditaria de enfermedad cardiovascular en la que las personas tienen niveles elevados de la llamada lipoproteína que no se pueden reducir de manera efectiva a través de la dieta y el estilo de vida cambia y desempeña un papel en el estrechamiento de las arterias, ataques cardíacos, trombosis y apoplejía.

Con su medicamento para la insuficiencia cardíaca, Entresto, Novartis espera que el TQJ230 eventualmente ayude a aumentar su cartera de medicamentos para enfermedades cardíacas.

Desde la compañía han anunciado que si todo sale bien, Novartis podría comenzar a vender TQJ230 hacia el año 2024.

El fármaco experimental de Ionis funciona mediante la unión a cierto ARN mensajero en el hígado para interferir en la producción de lipoproteínas. Novartis e Ionis lograron el acuerdo en 2017 para trabajar juntos en dos medicamentos cardiovasculares.

Fuente: ConSalud